Just Vegetal

Ecología, Defensa Animal, Salud y Cocina Vegana

Archive for junio 2009

Hummus con Semillas de Girasol y Aceite de Nuez

leave a comment »

hummus

Ingredientes

1 bol de garbanzos cocidos y escurridos de su caldo

20 gramos de aceite de nuez ecológica

1 puñadito de semillas de girasol

1 diente de ajo

1 zumo de limón

1 cucharadita de pimentón

1 cucharadita de comino

1 cucharadita de perejil seco

sal

Elaboración

En un robot de cocina trituramos todos los ingredientes a la vez.

Servimos muy frío.

Consideraciones

En árabe “Hummus” significa garbanzo y ése es el principal ingrediente de la presente receta, a nuestra versión de la clásica le planteamos dos variantes: hemos cambiado el tahini por pipas de girasol y el aceite de oliva por el de nuez.

Sobre tostadas o con ensalada, este paté sirve también para bocadillos, excursiones, canapés, etc

Es una forma muy veraniega de consumir legumbres. Debe tomarse antes de las 24 horas de su elaboración porque como todos los alimentos triturados se degrada muy rápido, aunque aquí el zumo de limón es antioxidante.

Written by justvegetal

junio 30, 2009 at 9:28 am

Obleas de Arroz Rellenas de Shitake, Tofu y Puerro

leave a comment »

sobres

Obleas de Arroz

Ingredientes

Para una docena

24 obleas de arroz de las que venden en tiendas orientales

250 gramos de tofu

200 gramos de setas shitake

3 puerros

1 cucharadita de genjibre

1 chorro de salsa de soja

Elaboración

Salteamos el puerro cortado a rodajas finas, las setas en láminas y el tofu en daditos, al final agragamos el gengibre y la salsa de soja, damos una vuelta y apartamos.

Remojamos los papeles de arroz de sos en dos en agua caliente hasta que se ablanden y vamos rellenando con una cucharada generosa del salteado. Pinchamos la superficie con un tenedor y dejamos reposar una hora con el cierre hacia abajo en un plato. En una sartén amplia que no se pegue ponemos un poco de aceite y tostamos los paquetitos de ambos lados.

Written by justvegetal

junio 29, 2009 at 10:52 am

Publicado en Recetas

Focaccia de Espelta, Tomate Seco, Semillas y Albahaca

leave a comment »

focaccia

Focaccia

Ingredientes

Para la esponja

100 gramos de harina integral de espelta

70 gramos de agua

1 cucharadita de levadura de cerveza en gránulos

Para el resto de la masa

250 gramos de agua

50 gramos de aceite de oliva virgen

500 gramos de harina de espelta (mitad blanca, mitad integral)

dos puñados de semillas de girasol

dos puñados de semillas de calabaza

dos puñados de tomate seco cortado en tiras

1 cucharadita de albahaca seca

2 cucharaditas de cebolla seca en escamas

1 cucharadita de sal

Elaboración

Mezclamos los ingredientes de la esponja, tapamos y dejamos fermentar 90 minutos. Transcurrido ese tiempo añadimos al resto de los ingredientes y amasamos suavemente un cuarto de hora, ponemos la masa en un bol amplio para reposar y crecer durante una hora, en la que doblará su tamaño. Extendemos en forma de torta de un grosor de 2 centímetros, cubrimos otra vez con un paño y dejamos reposar 40 minutos más. Calentamos el horno a 220 grados. Pintamos la torta con bebida de soja y hacemos cortes radiales en su superficie. Horneamos  unos 20 minutos.

Focaccia1

Written by justvegetal

junio 28, 2009 at 10:13 pm

Publicado en Panes y Bollería, Recetas

La Buena Nutrición: Una Mirada a lo Básico del Vegetarianismo

with one comment

La Buena Nutrición: Una Mirada a lo Básico del Vegetarianismo
de la North American Vegetarian Society

http://www.ivu.org/spanish/trans/navs-nutri.html


Hace miles de años que los seres humanos sobreviven con las dietas vegetarianas. La dieta llega a ser un tema de interés para varios a causa de un conocimiento creciente de los peligros de los productos animales y los beneficios de una dieta vegetariana. Este folleto es un fuerte punto de partida para aprender lo fundamental de la nutrición vegetariana.

– George Eisman, R.D.


Come Tus Verduras

La nutrición, como ciencia, es joven. Sus “hechos” se desenvuelven todavía. Se sabe bastante para ver que la dieta promedio americana no es ni mucho menos ejemplar. Un artículo que apareció en 1988 en el American Journal of Public Health (La Revista Americana de la Salud Pública) informó que durante un día típico, el 20% de los americanos no comen verduras, el 40% no consumen frutas, y más del 80% no ingieren ningún cereal que contenga mucha fibra. El típico consumo de fibra fue de 11 gramos al día, y la recomendación es de 20 a 30 gramos o más. Mientras tanto, McDonalds vende millones de hamburguesas mundialmente. ¿Es una alternativa razonable el vegetarianismo? Para saberlo, vamos a mirar los elementos básicos de nutrición y averiguar cómo sale la dieta vegetariana.

Los Carbohidratos

éstos son la fuente más eficaz de combustible para el cuerpo – y una dieta vegetariana normalmente tiene una abundancia de carbohidratos, en su forma de “energía instantánea” en los azúcares sencillos que se encuentran en las frutas, tanto como en su forma compleja en fécula que provee energía durante un período más prolongado. Los carbohidratos complejos se encuentran en los cereales (el arroz, el pan, la pasta), legumbres y verduras, específicamente en las verduras feculentas tales como las patatas, los ñames, el maíz y las calabazas.

Por mucho tiempo temidos como factores de obesidad, los carbohidratos son en efecto satisfacientes. Como las proteínas, contienen aproximadamente 4 calorías por gramo; las grasas tienen 9. Un hombre que necesita 3.000 calorías tendría que comer 30 patatas o 17 tazas de frutas cocidas cotidianamente para mantener su peso si no comiera ningunos otros alimentos.

Los carbohidratos no se convierten tan fácilmente en grasa corporal como las grasas dietéticas porque los carbohidratos se queman más eficazmente como combustible. Las calorías de carbohidratos extras se guardan en el hígado y los músculos como glucógeno (una reserva de energía para el trabajo y los ejercicios) hasta que los límites se alcancen.

Al contrario, la grasa dietética viaja por la sangre y fácilmente se une con los tejidos de grasa.

Las comidas inferiores nutricionalmente tales como el arroz blanco, la harina blanca, el azúcar blanco, los panes y otros alimentos que se hacen de ellos han dado una mala reputación a sus congéneres. Estos alimentos muy procesados no se recomiendan, pero el cuerpo puede asimilarlos mejor que los alimentos grasos.

Los cereales completos ya retienen sus vitaminas naturales, minerales y fibra – y son las fuentes preferidas de carbohidratos complejos. Esto incluyen los productos de harina integral, la avena, el arroz moreno, los productos de masa de maíz, las palomitas, los productos de centeno, el alforfón, la cebada, y el mijo.

La Proteína

Si los vegetarianos consiguiéramos un dólar por cada pregunta que oímos sobre la proteína, ¡todos ya nos habríamos jubilado! Contrariamente a la opinión dominante, proteína y productos animales no son sinónimos, y la soja y la mantequilla de cacahuete no son los únicos alimentos vegetales que la contienen. Todas las plantas contienen proteína, aunque las frutas tienen poca. Además, hay un malentendido persistente sobre que la proteína vegetal no es tan beneficiosa como la que se encuentra en las carnes. William Harris, clarifica uno de estos conceptos erróneos: «La proteína animal es sólo un polímero de aminoácidos, que los animales derivaron de las plantas que consumieron. Así que puedes evitar el intermediario y recibir los componentes directamente de las plantas. Para alcanzar los requisitos diarios propuestos por el “Food and Nutrition Board Recommended Dietary Allowance” para la proteína, necesitas alrededor del 10 por ciento de tus calorías en forma de proteína (brócoli y col, por ejemplo, contienen cada uno el 45% proteína), es difícil no ingerir suficiente proteína.» La mayoría de las verduras, incluyendo todas las verduras que son de un verde oscuro, todas las coles, todos los guisantes y judías verdes frescos, y todos los “brotes” contienen entre el 15 y el 45% de sus calorías en forma de proteína.

De hecho, la única manera de garantizar una deficiencia de proteína con una dieta vegetariana sería no consumir bastantes calorías para mantener el peso normal, comer sólo las frutas que contengan menos del 10% de proteína, o de comer exclusivamente comida de poco valor nutritivo (los dulces).

Pero, ¿qué hay sobre los aminoácidos y la combinación de alimentos vegetarianos para asegurar que esté completa la proteína en la dieta? Sencillamente, no es necesario. Los aminoácidos, componentes de la proteína, se encuentran en todas las comidas derivadas de plantas, e incluyen los 8 aminoácidos esenciales que deben obtener los humanos de su comida. Las verduras y las féculas no refinadas los tienen en abundancia.

Los alimentos vegetarianos que tienen el más alto contenido de proteína incluyen las leguminosas (frijoles y guisantes), los productos de soja (tofú, tempeh, análogos de carne), huevos y queso para los que los consumen, y algunos frutos secos. Conténtese con el hecho de que el recibir bastante proteína no es un problema. Un uso sin límite de los alimentos citados podría resultar que se coma un exceso malsano de proteína. Según John Scharffenberg, los americanos normalmente consumen el doble de la proteína que necesitan. Los adultos deben consumir no más del equivalente de una taza de leguminosas al día.

Demasiada proteína puede ser algo mortal. El estudio epidemiológico más extenso hasta el presente (el de China en 1983-89) descubrió que el mayor riesgo para el infarto, cáncer y diabetes se deriva de la cantidad de proteína, particularmente proteína animal, que se consume. Cuanto más que se come, mayor es el riesgo de contraer estas maldades degenerativas.

Las Grasas

Las grasas añaden sabor, proveen la satisfacción por retardar la evacuación del estómago, y transportan las vitaminas A, D, E y K. El aminoácido esencial que se llama ácido linoleico debe también provenir de la comida, pero “si sólo el 2 por ciento de las calorías son del ácido linoleico, el cuerpo puede arreglarse… Muchos chinos ingieren sólo el 3 por ciento de calorías en forma de grasa, y no hay ninguna señal de deficiencia de los ácidos grasos”, escribe Agatha Thrash en “Nutrición para Vegetarianos.”

Las fuentes más comunes en la dieta típica son los productos animales tales como la carne, el pescado, el pollo, el queso, la leche, los huevos, la mantequilla y la manteca, y las grasas vegetales (margarina y otras grasas, aceites para ensaladas y para cocinar, nueces, la mantequilla de cacahuete y el aguacate). Las grasas animales, los aceites de coco y de palma y la manteca de cacao son en su mayor parte saturados. De hecho, significa que esas grasas son sólidas a temperaturas normales, y fisiológicamente, significa que aumentan los niveles de colesterol en la sangre y ayudan a bloquear las arterias y por eso aumentan los riesgos de infarto.

La dieta americana contiene un promedio del 40% de grasas. Aún los especialistas en nutrición que son muy conservadores recomiendan que se lo disminuya al 30%, y muchos médicos y bioquímicos están convencidos de que los adultos deben limitar sus grasas totales al 10% de calorías.

El colesterol se elabora en los hígados de todos los animales y se utiliza para la producción de las hormonas. El cuerpo fabrica todo el que necesita, pero la mayoría de gente sufre de un exceso resultante de la carne, el pescado, el pollo, los huevos y los productos lácteos. El colesterol extra resiste al proceso de desintegración, se deposita en los tejidos y contribuye a la placa arteriosclerótica. Los vegetarianos tienen cantidades consistentemente más bajas de colesterol que los que ingieren carne, y los veganos (que no ingieren ningún producto animal) tienen la cantitad más baja.

La mayoría de los aceites vegetales, como extractos líquidos o como se encuentran en alimentos tales como las nueces, no son saturados. Como todos los alimentos vegetales, no contienen colesterol y se los consideran como mejores para nuestra salud que las grasas animales. Sin embargo, muchos expertos de salud recomiendan que se disminuyan la ingestión total de grasa, incluyendo las vegetales. Las células de la sangre pueden agruparse y bloquear los vasos después de una comida alta en grasas. La grasa excesiva, incluyendo los aceites vegetales, pueden añadirse a los riesgos de cáncer. Además, cuando los aceites no saturados son hidrogenados (les añaden hidrógeno para solidificarlos, como con la margarina), adquieren algunas de las cualidades nocivas de las grasas saturadas naturales. Normalmente, los vegetarianos comen menos grasa que los omnívoros, y los que son sabios limitan los productos animales y las comidas que contienen mucha grasa.

Las Vitaminas

Con dos excepciones, todas las vitaminas se pueden recibir de las plantas, como se puede ver en la tabla.

Hay muchas más fuentes de estas vitaminas que se ve en la lista de arriba.

Hay dos vitaminas que merecen especial atención. La primera, la vitamina D, en efecto es una hormona. Es vital para el metabolismo del calcio y una deficiencia puede resultar en raquitismo en los niños. La fuente de la vitamina D más natural es la luz del sol sobre la piel, y porque esta vitamina se acumula en el cuerpo, un tiempo razonable en el sol durante los meses del verano deben proveer bastante para el invierno. Los niños que tienen la piel morena y los que viven en climas norteños o en regiones nubladas deben asegurarse de sus fuentes dietéticas de vitamina D. Los especialistas en nutrición recomiendan que no se ingiera más que lo recomendado de 400 I.U. para evitar la toxicidad.

La segunda, la vitamina B12, es esencial para el sistema nervioso y todas las funciones de las células. Se requiere en cantidades microscópicas (menos de un millonésimo de un gramo al día). Aunque se pensaba antes que estaba en alimentos vegetales tales como las algas marinas, las setas y los productos de soja, unos exámenes más modernos demuestran que es posible que la B12 sólo esté presente en los productos especialmente fortificados. Por eso, los vegetarianos que no comen ni huevos ni productos lácteos necesitan asegurarse que tengan una fuente adecuada de la B12.

La deficiencia, tras el tiempo, puede resultar en la degeneración de la médula espinal y en la muerte, aunque casi todos los casos de deficiencia de B12 han sido por mala absorción por el individuo, no resultado de una dieta deficiente. Producida por microorganismos que se encuentran en la tierra y por eso presentes en las superficies no lavadas de frutas y verduras, la B12 puede proveerse por las bacterias en la boca y los intestinos. Pero es posible que esto no baste. Los vegetarianos pueden asegurarse así:

  • Los vegetarianos pueden obtenerla en los huevos y productos lácteos
  • Los veganos recientes pueden usar depósitos ya formados por 3 años o más, excepto en el caso de niños y mujeres embarazadas.
  • Los alimentos fortificados con B12 puede usarse regularmente; éstos incluyen muchas marcas de levadura nutricional, muchos análogos de carne (y algunas leches de soja… mire la etiqueta), y aún algunos cereales comunes.
  • Pastillas de B12 puede ingerirse (muchas marcas no contienen productos animales).

Los Minerales

Los minerales ayudan a mantener el equilibrio de ácidos en el cuerpo, ayudan a mantener la presión osmótica, con la coagulación de la sangre, proveen un medio para las transmisiones nerviosas y las contracciones de los músculos, y mucho más. Generalmente hay bastantes en una dieta vegetariana de alimentos naturales. Vamos a examinar individualmente los que les interesan más a los vegetarianos prospectivos.

  • El calcio provee la matriz mineral para los dientes y los huesos, y hace un gran papel en la coagulación de la sangre y las actividades enzimáticas. Las verduras con hojas verde oscuro tienen mucho más calcio por caloría que la leche de vaca. La col, el nabo, las hojas de mostaza, y algunas algas marinas son las reinas del calcio. El brócoli y la algarroba también son buenas muestras. Varios otros alimentos vegetarianos, tales como muchos otros tipos de verduras, los germinados, soja, tortillas de maíz, naranjas, e higos contribuyen bien a las recomendaciones de calcio.La leche humana, por diseño destinada a satisfacer las necesidades de un bebé durante su período más rápido de crecimiento, sólo tiene 80 mg. de calcio por taza, comparada con los 288 mg. de la leche de vaca. Esto sugiere que, a pesar de la manía reciente por el calcio, las necesidades humanas podrían ser menos que se creían antes, particularmente para los vegetarianos que no agotan sus depósitos de calcio con proteína excesiva (específicamente la proteína animal), la sal del mar, y el nutritivo fósforo (abundante en la carne, los huevos y los productos lecheros).

    También, los intestinos absorben el calcio más eficazmente con dietas bajas en calcio que con las altas en calcio, con el resultado que “lo menos es mejor.”

    El estudio famoso de China de los 80 encontró que la gente necesita menos calcio que se creía anteriormente y cantidades adecuadas de calcio se pueden obtener de las verduras. T. Colin Campbell, médico, dijo que la osteoporosis tiende a ocurrir en los países donde la ingestión de calcio es la más alta y la mayoría del calcio proviene de los productos lácteos con mucha proteína.

  • El hierro es necesario para el desarrollo de hemoglobina y se usa en el metabolismo de las proteínas. La carne sí lo provee, pero las cantidades más amplias se encuentran en las verduras del mar tal como las algas dulse y kelp, y las verduras en general contienen más hierro por caloría que ningún otro alimento.La col, el brócoli y otras verduras verde oscuro son fuentes maravillosas de hierro, así como los frijoles, semillas y cereales integrales. La absorpción de hierro aumenta cuano una fuente de ácido ascórbico (la vitamina C) tal como las verduras verde oscuro, los tomates, o las frutas cítricas se sierve junto al alimento rico en hierro. El uso de cacerolas de hierro colado también contribuyen el hierro a la dieta, especialmente cuando se cocina un alimento acídico tal como la salsa de tomate.

    Ha habido una gran presunción de que la fibra, oxalato y fitato de los cereales integrales y ciertas verduras impedían significativamente la absorción de hierro en los vegetarianos, pero ni un sólo caso de deficiencia de hierro debida a las plantas se ha probado.

    Una práctica que sí contribuye a una tal anemia, sin embargo, es el consumo de la leche de vaca. El Dr. McDougall reporta, «Los productos lácteos son la causa de por lo menos el 50% de las deficiencias de hierro infantiles; esta condición resulta del sangrado del intestino delgado causado por las proteínas lecheras y no se responde a la terapia de hierro hasta que la leche y otros productos lácteos son eliminados.»

  • El zinc está presente en más de 80 enzimas, trabaja con muchas vitaminas y proteínas, y hace un gran papel en el sistema inmunológico. La deficiencia, generalmente junto con otras condiciones, incluyendo el alcoholismo y la artritis, causa el creciemiento y cicatrización retardados, malformaciones de nervios, y un daño de los sentidos gustativo y olfativo. Las verduras del mar, la avena, las semillas de calabaza y girasol, legumbres con hojas verde oscuro, la levadura nutritiva, y los cereales integrales son unas de las mejores fuentes de zinc. Por lo menos un estudio científico ha sugerido que los fitatos, presentes en productos de cereales tales como panes sin levadura, bloquean la absorción de zinc, pero esta conexión todavía es teórica. Otros estudios, como el que usó a 56 mujeres adventistas del séptimo día, han demostrado niveles normales de zinc, a pesar de la abstención de carnes (de las cuales se puede extraer estos minerales mejor) y un alto nivel de fitatos en la dieta.

La Fibra

Una falta de “lo áspero” se puede asociar con muchas maldades tales como el extreñimiento, el cáncer de colon, la varicosis, problemas del corazón y de las arterias. Para suplementar la cantidad de fibra en la dieta típica de carnes y dulces, la gente ha tragado el salvado de trigo porque su fibra insoluble ayuda con la evacuación. Más recientemente el salvado de avena se ha popularizado porque contiene un alto nivel de fibra insoluble. Sin embargo, se ha sabido por mucho tiempo que una dieta vegetariana, con sus básicos de trigo integral, avena enrollada, y otros cereales ricos en fibra, los frijoles, las verduras y frutas, proveen fibra fácil y deliciosamente.

En Resumen

Es fácil cumplir con sus necesidades nutritivas con una dieta basada en los vegetales. El Comité de Médicos para la Medicina Responsable ha propuesto 4 nuevos grupos alimentarios para ayudarle a planear su menú diario para la salud y nutrición óptimas.

Written by justvegetal

junio 27, 2009 at 10:34 pm

Un Día en el Santuario de Rescate de Animales de Granja

with one comment

Un Día en el Santuario de Rescate de Animales de Granja
IVU News – Num. 3 – 1998English

‘El Progreso es la realización de Utopías.’ – Oscar Wilde

La emocionante experiencia de pasar un día en el campo en el Santuario de Rescate de animales de Granja dirigido por veganos en Cambrideshire, Reino Unido -con animales rescatados del maltrato, enfermedad o animales rechazados por sus antiguos dueños quienes los consideraban sin el suficiente valor como para merecer el costo de cuidados veterinarios ni si quiera de una muerte sin dolor- me permitió la oportunidad única de conocer a los animales individuales para disfrutar de su fascinante personalidad.

Los animales, felizmente inconscientes de lo que hubiera sido su destino -ni siquiera tras su muerte seguirán aquel camino- reciben la atención medica necesaria y una vez que han recuperado la salud responden a sus nombres y disfrutan de su vida al máximo.

Financiado totalmente por donaciones y adopciones porque el deshacer el trabajo de los explotadores de animales no es considerado como beneficencia y por lo tanto no es deducible de impuestos. El santuario es hogar de 500 animales que tuvieron la suficiente suerte de haberse librado del cuchillo del carnicero y de las condiciones de vida inhumanas y el trato degradante que les toca vivir a casi todos los de su especie. Los niños, en particular, adoran el esquema de adopción y las fotos y cartas que reciben de sus animales adoptados.

Entre los posibles adoptados están (ver fotos) Wiggy, un enorme, tierno y gentil cerdo que se convirtió en mi indiscutible opción cuando interrumpió su descanso para venir a saludarme mientras los veía. Sin embargo, si ese travieso fugitivo, en particular -que fue encontrado cansado y hambriento, corriendo en la carretera- no se convierte en tu preferido, una visita a la granja te dará la oportunidad de conocer ese animal tan especial que te conquistará: Mickey, un adorable carnero, le encanta un buen masaje; Miss Piggy, una comilona concienzuda, interrumpió brevemente su comida para decir hola; Geraldine, una gentil oveja que disfruta de la compañía de los humanos pero prefiere mantenerse a distancia. Gromit un guapo ternero; Remus, un carnero con tres patas, aparentemente inconsciente de su incapacidad, rescatado de un transportador con una pata severamente rota que no se pudo salvar; Sarah, una oveja que no mereció el sustento al no poder embarazarse una vez más; Luckdragon, una dulce pequeña oveja nacida prematuramente, y encontrada en unos matorrales cuando su madre fue ahuyentada por unos cazadores; y muchos muchos más.

Ya sea por la fama, por la fortuna, o por la satisfacción de necesidades reales o imaginarias, cuando comparamos la perspectiva común de una Utopía de los humanos -como una versión modificada del mundo artificial antropocéntrico que conocemos y hemos ayudado a construir- con el equilibrio delicado de la relación simbiótica entre animales no humanos con su entorno, sus fuentes de comida y complejos sistemas sociales, su más ardiente deseo, seguramente debe ser la visión de un planeta sin ninguna señal de vida humana o uno poblado por aquellos como los dedicados voluntarios que dirigen los santuarios donde son cuidados, cuyo amor y atención llenan sus vidas con todo el sentido y propósito que pierden al ser convertidos en máquinas productoras de carne, leche o lana.

Los animales no-humanos no deben pagar el precio que los humanos, por no poder lograr nuestro propio potencial como individuos compasivos y conscientes, capaces de extender nuestros límites éticos, les imponemos. Nuestra responsabilidad moral debe ser, por lo tanto, demostrarles que aquellos realmente interesados pueden establecer una verdadera diferencia al desafiar los hábitos empedernidos e ideas que limitan los confines éticos existentes que perpetúan la esclavitud animal y las necedades autodestructivas que amenzan con derrumbar los valores sociales esenciales y la calidad y propósito de nuestras vidas.

Francisco Martín

‘Para mi, la vida de un cordero no es menos preciosa que la de un ser humano.’
– Mohandas Gandhi
‘Ya nunca jamás matará al cordero que le mire a la cara.’
– Percy Bysshe Shelley

geraldine
Geraldine
mickey
Mickey
gromit
Gromit
Miss Piggy
Miss Piggy

Wiggy

Written by justvegetal

junio 26, 2009 at 10:54 pm

Molletes de Espelta y Semillas

leave a comment »

molletes

Ingredientes

Salen 16 hermosos molletes

Para el poolish

300 gramos de harina de espelta integral (biológica si no queréis participar en la industria que mata al planeta y a sus habitantes)

300 gramos de agua desclorada

1 cucharadita de café de levadura panadera liofilizada

Para el resto de la masa

200 gramos de harina integral de espelta

300 gramos de harina blanca de espelta

100 gramos de semillas variadas, en este caso: girasol, quinoa, lino oscuro y amapola

200 gramos de agua desclorada

30 gramos de aceite de oliva virgen

1 cucharadita de sal marina

Elaboración

Primero hacemos el poolish mezclando sus ingredientes, que formarán una masa blanda, en un bol y dejándolo reposar tapado con un plato unas 3 horas. Después lo incorporamos al resto de los ingredientes y amasamos tranquilamente durante unos 15 minutos. Hacemos una bola y la dejamos reposar tapada en un recipiente de bordes altos porque crecerá bastante 4 horas  dentro del frigorífico. Transcurrido este tiempo de fermentación lenta la sacamos y formamos los molletes que son pelotas aplastadas y pinchadas decorativamente con un tenedor. Los dejamos reposar en la splacas que irán al horno, tapados con un paño de cocina, durante una hora más.  Los pulverizamos con agua finamente y los  cocemos en el horno a 225 grados durante 15 minutos.

Consideraciones

Esta receta es una versión de los conocidos molletes de Antequera. En Andalucía los utilizamos para desayunar o merendar.

Aconsejamos siempre la utilización de cereales biológicos,  más  todavía cuando estamos usando semillas integrales, y por supuesto agua sin cloro.

Written by justvegetal

junio 26, 2009 at 11:54 am

Queso Vegano

with 8 comments

queso vegetal

Ingredientes

400 gramos de agua

4 cucharadas soperas de agar-agar

90 gramos de anacardos crudos (pueden sustituirse por almendras, nueces de Brasil, etc)

75 gramos de tofu blanco

4 cucharadas soperas de levadura de cerveza en copos

el zumo de un limón

1 cucharada sopera de cebolla seca

1 cucharada de sal

1 cucharadita de mostaza o semillas de mostaza

1 cucharadita de ajo en polvo

media cucharadita de comino en polvo

Aceite de oliva para el molde y media cucharadita de pimentón

Elaboración

Se pone a hervir el agua con el agar-agar y cocemos durante 4 minutos. Ponemos todos los ingredientes en un robot de cocina o batidora  y  trituramos hasta obtener una mezcla muy fina.

Vertemos de inmediato, antes de que empiece a cuajar,  la preparación en el molde que previamente estará untado de aceite de oliva y pimentón por todas sus paredes. Tomará firmeza a medida que vaya enfriándose.

Después refrigerar el queso y desmoldarlo una vez completamente frío.

Debemos consumirlo en los tres o cuatro días siguientes.

queso vegano

Consideraciones

Es una adaptación propia de algunas otras versiones de queso vegetal. Para nosotros es una receta extraordinaria y muy sencilla de elaborar, como tal la compartimos.  Produce un “queso” nutritivo, delicado y sabroso, totalmente desprovisto de materias animales como todas nuestras recetas, tampoco tiene gluten, siendo así también apto para celíacos.

Written by justvegetal

junio 23, 2009 at 12:41 pm